Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso.
Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración de su navegador, en nuestra Política de cookies
Sala de prensa

Sala de prensa

La historia de la ETAP de Cañás

Noticias |

La ETAP de Cañás, situada en Carral, lleva más de un siglo en funcionamiento. En sus orígenes, sirvió para traer hasta A Coruña el agua del río Barcés, permitiendo el crecimiento de la ciudad a comienzos del siglo XX. Hoy convive con la más moderna estación de la Telva, y sigue abasteciendo al municipio donde se sitúa. Está adaptada a las necesidades tecnológicas actuales, aunque conserva buena parte de la maquinaria instalada en la ampliación de los años 20. Tiene capacidad para tratar hasta cien litros por segundo, y su agua supera con nota todos los requisitos de calidad.

Las instalaciones de Cañás comenzaron a funcionar el 1 de enero de 1908. En aquel entonces eran poco más que una tubería de toma y una presa con las que amortiguar la corriente del río y retirar los desechos que arrastraba. Junto a ellas, se situaba el puesto de guardia en la que vivía el encargado de vigilar las instalaciones, que aún sigue en pie hoy. Su tarea era vigilar lo suministro de agua, en todos los sentidos. Entre sus responsabilidades se encontraba patrullar a caballo a red de distribución, para evitar que nadie robase el líquido para abastecer su huerta.

Los primeros filtros
En 1915 tuvo la ETAP su primera reforma importante, con la instalación de un filtros lentos que permitían limpiar mejor el agua del Barcés, pero pronto se quedaron pequeños. Los 25 litros por segundo que eran capaces de tratar no bastaban para la emergente ciudad de A Coruña, por lo que siete años después, en 1922, se redactó el proyecto para ampliar las instalaciones con un nuevo edificio y un sistema de filtrado más eficaz.

En 1925 se inauguró el edificio principal de Cañás, una obra de estilo modernista que ofrece aún hoy la imagen más recoñecible de la ETAP. Sirvió para albergar un moderno sistema de filtros que llegaba a los 75 litros por segundo, el tercero que se construía en España según el modelo del alemán H. Reisert, tras los de Bilbao y Valencia -entonces con poblaciones muy superiores a las de A Coruña-. Las piezas de hormigón que formaban el anterior filtro lento se aprovecharon para pavimentar los caminos exteriores de la estación, y allí siguen hoy en día.

Una joya del modernismo
El inmueble principal fue diseñado por Gonzalo Esteban Saavedra en 1922, según los planos que se conservan. Su construcción fue, como puede verse, muy rápida y motivada por la necesidad de garantizar el suministro de agua a una Coruña que crecía como nunca en ese tiempo. Es una estructura de 632 metros cuadrados y casi 15 metros de alto, con unas impresionantes cristaleras y una terraza que sobresale de la fachada principal, desde la que se podían vigilar los depósitos de decantación y la toma del río Barcés. Su valor artístico y arquitectónico sorprende la quien le ponen el ojo arriba.

También se construyó un edificio de esterilización, donde estaba el laboratorio que supervisaba la dosificación de cloro. Aún se conserva, al igual que los motores de gasoil que bombeaban el agua, el grupo eléctrico original y muchos otros elementos que suman un valioso patrimonio industrial.

Como curiosidad, fue en Cañás donde se tendió la primera línea telefónica entre dos ayuntamientos de nuestra comarca. Se instaló en 1924 y unía la estación de tratamiento con el depósito de Monte Alto, para poder comprobar que el agua llegaba correctamente. El teléfono original fue recientemente restaurado.



EMALCSA está haciendo, desde siempre, un esfuerzo importante por conservar el patrimonio de Cañás, que representa la historia viva de nuestra comarca, y en los próximos meses proyecta varias actuaciones para darla a conocer a la ciudadanía. En esa línea se enmarca la actividad de DMudanza, donde se hizo una sesión con antiguos empleados de EMALCSA para hablar sobor del pasado y el futuro de compañía; y la exposición de fotografías y dibujos realizados por el colectivo Urban Sketchers, que se puede ver ahora incluso en la Casa del agua. En el futuro, iránse anunciando nuevas iniciativas.

  • Imagen original de la planta en su inauguración, con el edificio de esterilización a la derecha
  • magen de la captación de Cañas en su estado en el año 1908, cuando inició su servicio
  • Situación de los motores originales y vista general de la planta en sus origenes
  • Aspecto original del depósito de Monte Alto
  • Vista actual de la casa  orginal del guarda
  • Vista actual de la planta de Cañás
  • Vista actual de la planta de Cañás
  • Proyectos originales para el suministro de agua en A Coruña, algunos anteriores a Cañás

Últimas noticias